jueves, 24 de octubre de 2013

la discusión que no termina: ¿es posible un socialismo sin castrismo?

el hombre nuevo

atRifF

en cuba encuentro aparece un programa socialista (firmado por Marlene Azor, Pedro Campos, Armando Chaguaceda, Ovidio D’Angelo, Andrés Dovale, Claudio Fernández, Hibert García, Jorge O. González, Ariel Hidalgo y otros).

resulta valeroso bajarse con algo así de este lado. ya sabemos que "socialismo" en estos días es una mala palabra aquí en estados unidos. este no es el momento para explorar el por qué. valga decir que existe una falacia asociativa muy fuerte. tan potente que se hace necesario aceptarla y darle la vuelta. como veremos hay metáforas que más vale dejar atrás.

de una lectura general, tal parece que el documento apoya un socialismo democrático en la mejor tradición de un friedrich albert lange o herman cohen (recordemos que aunque el marxismo-leninismo es socialista, no todo socialismo es marxista-leninista).  
Nosotros aspiramos a cambiarlo de forma sustantiva y con una orientación democratizadora.
¿cambiar el castrismo socialista por un socialismo democrático? pero nada garantiza que la sociedad cubana "vote" por un socialismo después de 50 años de sociolismo. en efecto, es difícil imaginarlo.

europa viene experimentando posibilidades con aspectos socialistas desde la postguerra. posibilidades que han hecho exitoso un experimento social que combina libertad, capitalismo y cierto grado de igualdad social que se traduce en una clase media potente aunque homogénea. ese socialismo democrático europeo parte de un precedente muy distinto al cubano.

el documento se enreda en la trampa de la que quisiera salirse:
Luchamos por un Socialismo Participativo y Democrático, que tendría que ser sustentable y para el progreso, por el desarrollo de una nueva sociedad inclusiva, democrática con participación autónoma de los ciudadanos en la toma de decisiones en todos los ámbitos, hacia el predominio paulatino de las formas autogestionarias de producción y gobierno social, en verdadera transición socialista que, por imperio de las condiciones objetivas de desarrollo socioeconómico, no excluye pero tampoco privilegia las distintas formas privadas de producción .
"predominio paulatino de...". ¿predominio? no hay nada que garantize que esto sea ni posible ni deseable en una democracia. la teleología nos persigue como una plaga. el tropo ideológico se le va por delante al documento. a qué viene ese "imperio de las condiciones objetivas", que parece como salido de un discurso de los 60 del viejo jotavitch. encima asoma la cara la "verdadera tradición socialista". ¿qué tradición y qué socialismo?

el párrafo que sigue está en tensión con el anterior arriba. un tira-y-encoge:
Nuestras críticas al modelo vigente han sido suficientemente claras. No creemos que el socialismo signifique un estado dueño absoluto de los medios de producción, con relaciones alienantes que bloquean formas más democráticas de cooperación y distribución de los ingresos, ni con el partido único que deja la política fuera del control social, ni con limitaciones a la libertad de expresión y asociación, ni con enfoques sesgados de los derechos humanos.
el "modelo vigente" es el modelo castrista. ¿el castrismo? acaso la forma peor del socialismo. es innegable que después de más de medio siglo (la parte final en rojo del párrafo arriba es la que muchos suponen dentro y fuera del país) al modelo no le quedan reservas. el socialismo es un desastre. 
Que defendamos una sociedad con una democracia que combine formas representativas, participativas, deliberativas y directas que empodere verdaderamente a los ciudadanos y promovamos las formas asociativas de producción como alternativas a la explotación asalariada y la igualdad de derechos —no el igualitarismo—, no quiere decir que pretendamos imponer algún modelo específico de sociedad.
lo anterior es más apologético que otra cosa. no hago más que señalar una carga que el documento arrastra y que no lo deja arrancar. está claro que si hay democracia, el "socialismo democrático" que defiende la carta es una opción más (entre otras). para complicar el asunto, aparece la siguiente frase:
Aspiramos a un socialismo que defina claramente una tendencia a la eliminación paulatina de todas las formas de explotación de los seres humanos.
la frase en rojo merece análisis. se presenta como un ejercicio de inocencia e hipérbole política. ejercicio de alzheimer, de negación de la experiencia histórica. es precisamente el punto de bruno bauer en su die juden frage (1843) cuando sugiere que el socialismo es irremediablemente heterónomo. ¿no nos alerta un intelectual de izquierda de la talla de adorno (en su Negative Dialektik) de que el siglo XX lleva ese lema en su adn?

¿será el contenido tóxico de "explotación", su gene marxista-leninista, castrista, guevarista-chavista? la palabra nos lleva al experimento histórico del que los autores dicen separarse. es decir, la referencia al rotundo fracaso de "la eliminación paulatina de la explotación de los seres humanos". ese proyecto de volver al paraíso en refro-futuro sin fronteras, traerlo al presente como si la historia semántica del término no contara. "explotación", es un concepto viciado.

alguien discutirá que exageramos la importancia de una palabra. pero no hay duda que la experiencia determina hasta qué punto concepto y palabra se refieren uno al otro hasta que se funden irremediablemente (uno desaparece detrás del Aufhebung del otro).

sin duda algo persiste en el mundo, profundamente injusto. pero es necesario llamarlo de otra forma. inventarse nuevas palabras es también parte del "cómo" lidiar con esa nueva realidad.

un socialismo fresco no tiene por qué regresar a esas angustias utópicas.

difícil este párrafo:
(...) deseamos una economía que priorice la socialización de la propiedad y de la apropiación de los resultados del trabajo; que además del cooperativismo amplio, el trabajo libre asociado, las formas de economía auto y cogestionadas en diverso grado y el trabajo por cuenta propia, personal y familiar, contemple también la pequeña y mediana empresa privadas. 
¿que significa que una economía "priorice la socialización de la propiedad"? raúl castro pudiera decir lo anterior en un discurso del 26 de julio en santiago en cuba. ¿quién o qué "prioriza" nada en una economía libre, es decir competitiva? mejor, ¿qué significa "apropiación de los resultados del trabajo"? ¿bajo qué estructura legal que haya sido discutida democráticamente y que no presuponga una "normalización" (léase egalitarización) de la economía? pero de ser así, no hay tal libertad. el socialista no le teme al mercado. el mercado es pura competencia sin coerción (son los mejores argumentos fisiócratas de smith y luego ricardo). el socialista coadyuva una "redistribución" de riquezas, pero solo desde un sistema legal abierto con estipulaciones consensuadas.  

la pregunta que reina: ¿es posible un socialismo sin castrismo?

este no es el documento que responde esa pregunta. comprendo que está escrito por cubanos para cubanos, en un contexto específico y nada fácil. pero es precisamente por ello que se presta para realmente volar con ideas novedosas. el documento se queda en lo didáctico, lo apologético, lo tímido. esperemos uno próximo que diga algo nuevo.

11 comentarios:

Juancarlos Sanchez dijo...

Todo es posible bajo el comando del hombre en este planeta; la historia ha demostrado que somos capaces de hacer cualquier cosa. La pregunta seria en todo caso, Puede ser el hombre feliz bajo el socialismo?. Mi repuesta es no y ha sido demostrado; el socialismo se aleja de la naturaleza violenta del hombre. El hombre es violento porque carece del conocimiento total, su conocimiento limitado lo hace violento y siempre si será; al hombre no la hará feliz ningún sistema. El cambio del hombre ha de venir de si mismo para ser feliz, un estado superior que no lo puede otorgar ni facilitar el conocimiento y tampoco intelecto pues ambos serán siempre limitados en la corta vida del hombre.

Alfredo Pong dijo...

Las leyes del Socialismo son claras e inalterables por ser una doctrina dogmática:
- Dictadura del proletariado
- Partido unico
- Todos los medios de producción en manos del estado socialista
- Centralismo Democrático - La minoría cede ante la mayoría.
- Cero libertad de expresión en todos los medios.
- La formación ideologica y academica en manos del estado y para el estado.
...¿ Quieren más ? eso es el socialismo, el llamdo Socialismo europeo, o democrático, o de cualquier definición academica no existe, en todo caso es una variante de Capitalismo pues no cumple con ninguna de las leyes de Marx, Engels y Lenin que son los ideologos del sistema, lo otro es dilentantes parados en el filo de la navaja de la historia, parias ideologicos.

judith ghashghaei dijo...

Hummm profe, menudo tema, imagino que para una población de gente joven que vive en esa isla es saludable emocionalmente intentar resucitar ciertos ideales y proponer cambios en una sociedad donde pareciera que la esperanza se fue a otra galaxia. Me da la impresión que quienes elaboraron el documento se valieron de ciertos cliches marxistas para expresar, sin arriesgarse, su disconformidad.
En cuanto a la pregunta ¿es posible un socialismo sin castrismo? Creo que castrismos y socialismo son, en términos prácticos, diferentes, opuestos. ¿Cómo puede ser socialista un país gobernado por un anciano y su hermano por casi sesenta años? Eso no es dictadura del proletariado, es dictadura de dos vibriones ; ¿Y es qué en seis décadas el castrismo no ha podido formar en sus universidades y bajo su ideología los líderes socialistas que asuman el poder y lo ejerzan alternativamente? ¿ Y es que, acaso, son esos dos ancianitos, Fidel y Raúl, los únicos individuos cubanos, quienes por la gracia de Dios, tienen la potestad, inteligencia y habilidades política-económica de entender y poner en práctica el marxismo-leninismo?.
Los hermanitos Castro tienen de socialistas lo que los curas pedófilos tienen de cristianos. ¡Ay! pero al menos estos impostores saben expresarse, los discursos de Fidel son joyas literarias, en mi país los gobernantes rebuznan y dan ganas de vomitar. (Por lo pronto me cae bien Mujica de Uruguay). En fin, es el fin, saludith Judith G.

A.B dijo...

Yo creo que hay que distinguir el mal denominado socialismo cubano y la regencia en un pais democrático bajo un partido socialista como lo fue en España bajo Zapatero o González con sus más y sus menos, o en otros paises como Suecia, Noruega o en estos momento en Francia con Hollande.
Lo que hay que aceptar es que un modelo único, es decir, un cambio de sistema económico, es y se ha demostrado, un fracaso. Puede haber políticas socialistas...pero no un modelo socialista de producción.
Amilcar Barca

Unknown dijo...

Creo que la pregunta esta mal enfocada , deberia ser: Sera posible , finalmente sin castrimo, el Socialismo?

Juancarlos Sanchez dijo...

Las leyes del Socialismo son claras e inalterables por ser una doctrina dogmática:
- Dictadura del proletariado
- Partido unico
- Todos los medios de producción en manos del estado socialista
- Centralismo Democrático - La minoría cede ante la mayoría.
- Cero libertad de expresión en todos los medios.
- La formación ideologica y academica en manos del estado y para el estado.
...¿ Quieren más ? eso es el socialismo, el llamdo Socialismo europeo, o democrático, o de cualquier definición academica no existe, en todo caso es una variante de Capitalismo pues no cumple con ninguna de las leyes de Marx, Engels y Lenin que son los ideologos del sistema, lo otro es dilentantes parados en el filo de la navaja de la historia, parias ideologicos.

Muy acertado el comentario del Sr.. Pong, creo que tanto usted,Judith como el Sr.. Triff deben recoger lo matules e irse a otra parte con sus cuentos, que aquí no van a tontear a nadie con esos dardos envenenados.

@Judith G in your preformatted head by a socialismo ideas no caben ciertos conceptos; pero la iglesia de Dios y Cristo no son los curas, así mismo como el socialismo no es usted ni usted el socialismo!

JR dijo...

Pong, tus definiciones iban certeras hasta que llegaste al último párrafo.
La socialdemocracia y el estado de bienestar -que es su consecuencia- si existe y es acontecer registrado por la historia. Es una tendencia política y forma de gobierno que se desliga radicalmente del modelo leninista, aunque sí se surte del pensamiento clásico marxista y de sus reformadores.
Si ha sido factible su desempeño en el capitalismo es porque hay electores que lo han deseado como forma de humanizar el desenfreno capitalista y de conjugar la facultad privativa del individuo de hacer o no hacer con ciertas garantías sociales que son esenciales. Que se sea crítico o no con su tesis y sus políticas es otra cosa, pero de que es dato es dato. La historia no es bicolor, amigo mío.
Precisamente una de las estrategias del castrismo en su camino hacia el totalitarismo socialista fue asfixiar a la democracia cristiana y a la socialdemocracia cubana desde el mismo proceso insurreccional.

judith ghashghaei dijo...


Juancarlos Sanchez; el dardo envenenado te lo clavas tú solito con las desquiciadas interpretaciones que inventas de las ideas ajenas… Cuando escribí “Los hermanitos Castro tienen de socialistas lo que los curas pedófilos tienen de cristianos” con esto no quise decir, ni absoluta, ni remotamente lo que tú expresas: “ Dios y Cristo son los curas” . Nada que ver mijito, eso lo infieres tú , no lo digo yo!!!! Y para terminarla de poner escribes “ así mismo como el socialismo no es usted ni usted el socialismo” ¿De dónde sacaste una conclusión tan boba? chao voy a leer el nuevo post. Judith G

atRifF dijo...

jcs, ¿de qué dardos envenenados hablas?

pong, tú siempre con la voz de la cordura y el humor.

atRifF dijo...

judith, muy buen comentario. y sigue combativa.

machetico dijo...

Socialismo serí una buena estancia de la 82nd Airborne. Y todo el mundo callaíto. Con la boca llena no se habla.