miércoles, 7 de julio de 2010

El pelo y su efecto contrarrevolucionario

La noticia de la nueva política del pelo del gobierno iraní no nos es ajena a nos cubanos. Nos remite a la siguiente pregunta: ¿Puede el pelo ser esencialmente contrarrevolucionario? 

¿Por qué el poder le tiene tanto miedo al pelo?

Para empezar, existe una relación obvia entre pelo y palo (pero eso viene después). Por ahora, establezcamos las siguientes variables: p (pelo), P (política), y P(p) (política del pelo).

Sugerimos que en todo proceso revolucionario (es decir político), P(p) viene dada en función del pelo, como:

(1) P(p) --> p.

Si el pelo, digamos, se presenta como exceso (p+), entonces el pelo debe desaparecer. Debe operarse una ausencia de pelo (p0). Expresado simbólicamente, revolucionariamente:

(2) P(p+) = p0, lo cual debe esperarse de la política revolucionaria hacia el pelo (en su exceso):

Sustituyendo ahora (1) en (2) obtenemos: p0 -->p, lo que implica que en la Revolución el pelo es, paradójicamente, su propia ausencia, una nulidad, {∅}. ¿Cómo es posible? La Revolución requiere ausencia de pelo como signo de obediencia absoluta.

Todo proceso revolucionario es, por naturaleza, escal-pelo, designado ahora como (p) (del latín scalpere o incidir). "Incidir" tiene dos aspectos: Cometer una falta (que es re-incidir) y/o chocar o re-percutir. En este caso, lo que re-percute es lo duro de la Revolución, simbólicamente hablando, el falo, (P^).

Podemos luego enunciar la función: (3) P(p) = P^ ---> p

Por lo pronto hemos establecido que lo político está en función del palo como escal-pelo o "repercutir" del pelo. Sustituyendo (2) en (3) obtenemos:

p0 = P^ ---> p

Luego, hemos expresado la ausencia de pelo en términos del palo (en su) causación escal-pelar. Dicho simbólicamente, el pelo no es más que un falo escal-pelado... castrado. Toda revolución nace peluda pero capada (puede discutirse que la revolución qua revolución sería calva, pero eso es otro asunto que no nos atañe por ahora).* 

Sucede que P, en tanto que espejo social (léase vigilancia en la reflexión segurosa) torna al pelo en re-presentante, algo que vuelve a presentarse o (PP).

(3a) P(p) es tal que p --> PP

De cierto modo el pelo queda como múltiplo de P:

(3b) p = 1/P (el pelo es el inverso del "palo", lo político).

La política, como proceso del cuerpo social, ocupa una extensión única. Y el pelo es el significante por excelencia del palo. El pelo como constitución del estado conjunto: p = PCC.

De (3a) y (3b) sigue (4) PP = 1/P = PCC (el representante es a la vez, múltiplo del pelo y en virtud de (3b)representación del estado.

Se comprende entonces que la ordenación dada por el par (Sansón,Dalila) no es fortuita. ¿A qué se debe que la fuerza del macho Sansón radica en el pelo? La relación (p,P) es unívoca. Presentemos el problema como contrafáctico: Un Sansón re-pelado equivale a un Sansón impotente (los calvos el conjunto nulo, {∅}, no significan, y por tanto no tienen problemas con la Revolución).

Queda explicado que p constituye un problema para el poder P! El pelo largo se enreda, y todo enredo amenaza la representación del estado conjunto (PCC). Si p+ representa el exceso de pelo, se tiene que p+ ∉ PCC (dicho en teoría de conjuntos, no se admiten peludos en el partido).

Sugerimos que P! = P(p) - p (la política del pelo substraída del pelo mismo, es decir, para el poder todos somos calvos.

Hubo un momento durante los años 60 que el pelo era una amenaza para la Revolución castrista. Solíamos los teens de fines de los 60 salir a la calle temiendo perder el pelo en una requisa (el castigo castrista contra el pelo era repelar, (RR).

Luego, (5) P! = P(p) ---> RR = p0

Se desprende el drama del poder revolucionario: Revolucionar es re-pelar, caer a palos (como resultado de una calvicie simulada, implicada, léase: castración).

De ahí el problema del pelo y su efecto contrarrevolucionario. LQQD.
______
* Hay una asociación relacional cultural entre pelo y palo: Está el "pelo parado",  "los pelos de punta" lo que alude a la excitación cabelluda, capilosa.

16 comentarios:

Anónimo dijo...

Esto deberia titularse La calvicie en la Revolcucion.

Pablo Urquiza dijo...

El poder se traza pautas como esta. Intervenir el cuero cabelludo de los ciudadanos.

Alfredo Pong dijo...

Para el machismo arabe y musulmán, el pelo largo es de mujercitas, los machos machotes deben ser pelicorto, solo la barba debe ser larga pues según Mahoma es un apendice proporcional al pene, algo parecido a lo que piensan algunos miamenses que ven en el timón de su auto una prolongación de su pito.
Ño caballero, que coincidencia tan predecible entre Mahoma-Fidel y Hitler.

Anónimo dijo...

Loquisimo.

Octavio Guerra dijo...

Para los jóvenes de las décadas de los 60 y los 70 en Cuba, la cacería de peludos y barbudos era un absurdo que nos persiguó hasta llegar a viejos. Absurdo porque Hippies y Beatniks, refundadores de la moda de pelos y barbas largas, habían tomado sus modelos precisamente de los guerrilleros de la Sierra Maestra, sobre todo del Che Guevara. Supuestamente, nosotros, en la Isla, habíamos hecho la revolución por la que clamaban los jóvenes en Europa durante las jornadas de 1968, y los que, en EE.UU., protestaban contra la guerra en Vietnam. Sin embargo, los que protestaban en los países “imperialistas” lograban liberarse hasta la anarquía y el libertinaje más desenfrenado, en cambio nosotros, los “verdaderos revolucionarios”, éramos reprimidos en todos los sentidos, desde el pelo (el menor de los males) hasta lo que hacíamos y decíamos, so pena de ser condenados al ostracismo o la cárcel.
http://havanaschool.blogspot.com/

Hortensia dijo...

recuerdo que a mi hermano el mayor lo cogieron en una redada en la rampa...que tiempos aquellos..

R.L.R. dijo...

C'omo se dir'a Diversionismo Ideol'ogico en Farsi?

JR dijo...

Efectivamente, ellos iniciaron el meleneo y después se retractaron. Pero es que no ha sido la "revolución castrista" un continuo retractarse del compromiso con la libertad?

Alfredo Pong dijo...

Yeah! por eso ahora nos rapamos el coco, pa'que sepan que con ellos ni de hippies tontos útiles.

Anónimo dijo...

Del WikiPelo:

"El pelo tiene dos funciones:

Función de protección: El cabello protege al cuero cabelludo del sol y del frío..."

de la izquierda y de la derecha...

"Función estética: En toda las culturas el pelo ha tenido mayor o menor grado de cuidado e importancia... La mucha o poca presencia de vello ha sido un símbolo estético de múltiples significados: fortaleza, sabiduría, experiencia, virilidad/feminidad, libertad, esclavitud, moda, religión, poder adquisitivo, estamento social, ideología político-filosófica..."


dirán los revolucionarios "razuradores barberillos bárbaros" que lo principal es evitar el concepto de "pelo suelto y carretera..." o sea, la ficciosensación de sentirse libre, desatado, único...

omu

A.T. dijo...

Yo tuve mi melena al borde de la tijera. Era en los 4 caminos.

Anónimo dijo...

AT, no uses mas tinte plees.

L. Barbero

A.T. dijo...

Jajajaja. Bienvenido, barbero.

24 x seg dijo...

Una peluda película a propósito de la peligrosidad plenipotenciaria de preimpotentes políticos penes y perplejas papayas, de peninsulares pernoctadores pululantes a plenilunio me pasa por la barba, por la pasa.
Del plot un pelo.
Gracias.

IváN dijo...

Las dictaduras nos cortan el pelo, las democracias nos depilan. La pelambre -en cualquier parte del cuerpo- se ha convertido en una nostalgia vintage.

Anónimo dijo...

Me :-P de lo lindo con estos comentarios. RI