miércoles, 19 de noviembre de 2008

De la cintura para arriba


Grettel J. Singer

Los adolescentes hoy en día hablan con absoluto desenfado acerca del tema homosexual. En las escuelas hasta se ha puesto de moda estar en pareja con alguien del mismo sexo. Hace unos meses estuve trabajando en un pre-universitario diseñando los trajes para una obra de teatro, y los actores se la pasaban en un toqueteo tremendo, entre todos y sin diferenciar. Primero pensé que los actores de teatro siempre han sido así; pero luego confirmé que en su mayoría el resto de los estudiantes padecía del mismo síndrome. Algunas muchachas, para llamar la atención de los muchachos, se besaban en el comedor, se daban caricias esmeradas, mientras que unos cuantos muchachos se daban la mano sin el menor titubeo -aunque estos no me parecía que lo hacían para llamar la atención de las mujeres. Cuando yo iba a la escuela, a finales de los 80s y principio de los 90s, si alguien descubría que tenías intereses íntimos por otra chica, te ponían la cruz. Aunque fueran niñas lindas, populares, con un récord heterosexual limpio, te ponían la cruz. Y si no eras muy guapa, doble cruz. Ahora resulta en uno de los más importantes atractivos y, en especial las chicas, lo utilizan como carnada para clavar el anzuelo a la manada de adolescentes calenturientos que les parece que la bisexualidad es la moda a seguir. Todo ha cambiado, ¡menos mal! Pero curiosamente las chicas de mi edad aún tienen sus reservas, y esas fantasías que han sentido o ese gusto que nunca se han dado sigue martillándoles el subconsciente. Muchas aún sienten miedo de ser juzgadas, temor al que dirán si deciden dar ese paso-que sin duda hay que dar. No nos podemos ir al hoyo sin probar esos placeres (bueno, por lo menos las que en algún momento lo hemos deseado), y no nos engañemos, los hombres no tienen idea de ciertos puntos cardinales. Ya estoy cansada de escuchar lo mismo: “me gustan las mujeres de la cintura para arriba”. ¿Qué es eso por favor? O te gustan o no te gustan. Esa justificación de que de la cintura para abajo es lesbianismo y de la cintura para arriba es paja, qué clase de cuento. Además, el que una mujer se sienta atraída por otra no quiere decir que se tiene que casar con ella. Seamos más como las adolescentes de hoy en día, que prueban y luego determinan. Abajo con los títulos y arriba la libre voluntad que cada cual decida imponerse.

30 comentarios:

Anónimo dijo...

No es fácil salir del closet.

Mayeya dijo...

Lo malo de todo esto es si lo pruebas y te gusta. Entonces seras doblemente esquinada: mujer y lesbiana! Y si te toco la desgracia de pertenecer a otras minorias como negra o latina, ligaste el parle! Para alguna gente las mujeres se dividen en dos: las que adoran el falo, (que hacen bien porque es lo que hay que adorar), y las que lo envidian, que son execrables. Ciertamente he conocido pocas mujeres que realmente envidian tener un pene. (Para Freud probablemente era su atributo mas importante). Pero lo que si deseariamos muchas es poseer esa superioridad innata que significa haber nacido hombre. En mi caso adoro a los dos.

Soy feminista dijo...

Gretel: Bienvenida. Muy simpático eso de la cintura para arriba. Creo que hoy en día poca gente se cuestiona el asunto. Pero aún, es duro admitir que uno no es lo que le inculcaron los padres. No hace mucho una alumna de mi clase me confesó que lloraba pensando que era una lesbiana. Tenía fantasías con estar con una mujer y su novio a la vez. Le aconsejé que se olvide de las etiquetas y que conversara con su novio el asunto.

Anónimo dijo...

ETIQUETAS=ESTUPIDEZ=DISCRIMINACION=PREJUICIO=...

Nilo dijo...

Muy fresco, Gretel. De la cintura para arriba es clasicismo, de la cintura para abajo es contracultura. De la cabeza a los pies, el universo. Que crezcan los espejos y sus accidentes, que nada humano te sea ajeno.

Nilo dijo...

Mayeya, averigua por María Teresa Vera.
Adorable la naturaleza en su matrimonio incestuoso con la mente humana.
Háblale a los animales de "superioridad nata del macho" a ver si alguno de la pareja te atiende mientras goza su lazo con el otro.
Cosas así.

Anónimo dijo...

Lo confieso aqui en el blog. Me atrae la idea de estar en la cama con una como yo que me entienda mi cuerpo como si fuera yo misma.

Mente abierta

Grettel J. Singer dijo...

no es fácil salir del closet, pero me parece más difícil y sofocador aún quedarse dentro.

Nilo dijo...

Mente Abierta, será "que entienda y...desentienda la mente de tu cuerpo como tú misma", porque entender es el fin y en ese punto ya no hay cuerpo ni mente sino otra estado que es secreto de Estado Iluminado.

Anónimo dijo...

No hay que probar nada, lo que hay es que razonar mas y ser menos bestia. La lujuria? El placer por el placer? Prefiero, singarme a diez tipos, day after day. One new each day, uno javaito, otro azul telephone, otro bien bonito media raza, big dicks y little doughs. Bonitos feos, cuabinitos y checos. Until the right person comes. Soy mas pro-celibe que homo. En serio que las mujeres pocas y bien escogidas amigas. Soporto a poquitiquitiquisisimas mujeres, good girls are not abundant, tampoco good boys, ugh very little. Pa punto y JEVA YO! Deje eso! Pa' que? Cual es la curiosidad? Respetando a todo el mundo, sus vivencias y sus relajos. Sin justificar y sin criticar, cada quien a lo suyo, but, in my mind it doesn't make the slightest of senses. I am a big girl for a big time boy!

Deje eso! Ademas, que fula es templar con hombres brutos. Lo interesante es eso, que brutalidad. 100 no hacen 1.

Nada, como.........lo que es!

Para el fish, pescesito! ;+)

Lo del post, no es mas que moda pasajera. Por cierto, es asi hace mucho time ya! It's not hot news! It's been around & back! Flash back in Style!

Anónimo dijo...

A ver donde estan los comentaristas hombres aqui?

Inkieta dijo...

Interesante post, Grettel.

Yo seguido tengo suenios eroticos con mujeres que disfruto recordando al dia siguiente. No me ha dado por ponerlo en practica... todavia. Ok, just that one time in college! (LOL)

Bienvenida.

Anónimo dijo...

MUY BUEN ARTICULO DE IVETTE LEYBA EN EL HERALD DE HOY http://www.elnuevoherald.com/opinion/story/324076.html

sonora y matancera dijo...

aunque el saliveo bisexual y el baboseo homoerótico estén de moda, con sus consabidos placeres físicos, ambos conviven en la ilícita ilegalidad de la clandestinidad impuesta... por la biblia, por las leyes, por la bitonguería universal..., sobre todo en este país. sin embargo, para que los alumnos de la autora del post se informen de todo lo que conlleva "la cosa en serio", recomendaría una academia de lecciones serias para efebos y doncellas con inclinaciones tales con el fin de que aprendan que la homosexualidad no se escoge... ella te escoge a ti, siempre.

Anónimo dijo...

Yo soy macho y como macho... me gustaría ver a la blanquita esa pelirroja con una mulatica calientica poor el hueco de una cerradura.

N Fermo

P.L. dijo...

es lícito fantasear....

JR dijo...

Las generaciones van evolucionando el blog. Recuerdo que hace un tiempo atrás se abordó el tema y los más atrevidos recibieron una avalancha de críticas. Pues que viva la desinhibición y que cada cual le de rienda suelta a su criterio del placer y la sensualidad. Para los "mente abierta" de mi época no hubo necesidad de alardes, ni exhibicionismos, ni manipulaciones, al descubrir que lo más auténtico de la lujuria sucedía en el contrabando de intimidades.

Adal dijo...

saló esta vivita y coleando en el corazon de muchos...

los adolecentes siempre se van a cuestionar. dentro de esas interrogantes, van a encontrar su verdadero deseo y muchos de ellos(ellas) seguiran esos deseos. otros, se dejaran llevar por el molde de la sociedad. algunos olvidaran que un dia probaron y les gusto.

cuando era adolecente, en el edificio donde yo vivia, pasaba un viejo por la esquina, cuando estabamos reunidos charlateando (en este caso los barones) y preguntaba: a ver a cuanto de ustedes un mariquita no les ha hecho sexo oral? y salia corriendo para evitar las pedradas. yo me moria de la risa con la pregunta del viejo y lo encontraba un hombre fuera de serie, suficiente como para cuestionar a un grupo de machitos adolecentes. ahora eso si, pienso que las muchachitas son un poco mas arriesgadas y experimentales que los hombres. se tocan mas, se ponen maquillajes y hasta se ayudan a vestirse. una manera mas facil de descubrir su sexualidad.

la admisibilidad hacia preferencias sexuales, me parece arcaico. todos debemos ser como nos convenga y no dejarnos preocupar por lo que piense el projimo. hispana, lesbiana y negra, bienvenida hermana!

y para grettel, me alegro que hayas llegado...a tumiami digo.

PolO dijo...

Eso en mis tiempos le decìan mariconerìas y tortilla; y ahora resulta que es "probar y determinar".
Siguiendo esa lògica, un tipo que se meta un cabo de hacha, està aprendiendo a leñador; y la mujer le pega los tarros para comprobar si en verdad lo quiere; robar un banco es una transacciòn, y manejar borracho un deporte.
Sobran las justificaciones y el descaro.

Anónimo dijo...

Polo:

Pegar tarro y ser lesbiana son cosas muy diferentes. Pero alla tu y sigue metiendote el cuento. Viejo seguro que estas.

Lesbia

Anónimo dijo...

muy interesante, aunque algo naif

Anónimo dijo...

Polo esta bolao tu blog, bueno los dos. Buenos dibujos.

A.B dijo...

Bien tengo que aceptar que esta polémica (...voy a ser un poco pedante) me viene ancha. Se ve que esto de haber vivido en una comuna resuelve este tipo de "problemas" que tienen algunos

Yo me quedo en aquel aforismo del sesenta y ocho " Follad Follad que el mundo se acaba"... por supuesto cada uno con quien quiera y con la mayor aceptación, respeto y tolerancia. Y por supuesto a favor del "amor libre"

Que tengan buenas noches

Güicho dijo...

¡Qué tragedia se vive en este país con la mariconería! Mucha tecnología y sicología, pero demasiada mierda religiosa y prejuicio. De ahí viene el escape experimental: eso de "probar para poder saber." ¿Qué se supone que suceda ahí? "A ver, me meto el pepino, ay me duele, no me gusta, bueno, entonces no soy maricón." No joroben, el que ya piensa en el hacha nació para leñador, como diría Polo. Vivan su homosexualidad sin agonía mental, ¡coño!

Grettel J. Singer dijo...

el problema con ¨la cosa en serio¨ es que precisamente no hay que tomárselo tan en serio... y eso de que la homosexualidad no se escoge, bueno aún no está comprobado, pero en fin, qué suerte el que es informado por sus propios genes, pues hay gente que no lo sabe y hay otras que están muy a gusto con ambos sexos y no siente ganas de definirse. a mí me parece que esos están gozando mucho más que el resto! creo que lo más importante por lo menos entre pareja es comunicarse, estar en la misma dimensión, tener las cosas claras desde un principio.

Willi Trapiche dijo...

MIAMI ES OBAMISTA !!!! Y OBAMA ES CLINTONISTA!!!!!

A.T. dijo...

¡Bienvenida Grettel!

Anónimo dijo...

Que viva la tortilla recreativa y la mariconeria en bandeja. Dejense dar y den, si les gusta, sino, pues entonces no critiquen. Salgan del atrazo mental y los prejuicios que tengan. Si quieren haganlo, si no les cuadra pues no lo hagan y se acabo..

E

Anónimo dijo...

Estos que hablan y escriben sobre el tema ni se la meten ni raspan. Ganas tienen pero no pueden. Si alguna vez se la meten o raspan, entonces se callarán. Bla, bla, bla, bla...

Anónimo dijo...

esto está de pinga, queridos amiguitos. yo digo que a mí me gustan las mujeres de la cintura para arriba y las lesbianas de la cintura para abajo.

bahiana