miércoles, 6 de diciembre de 2006

Varela: miedo y asco en Miami (I)

Néstor Díaz de Villegas

En la mañana del viernes 24 de noviembre, el caricaturista cubano José Varela irrumpió, vestido de camuflaje, en el edifico de The Miami Herald. Enseguida pidió ser atendido por el director de El Nuevo, Humberto Castelló. Cuando se lo negaron, se abrió paso hasta al sexto piso, sede de la redacción del periódico en español. De todas maneras, el caricaturista permaneció cuatro horas atrincherado en la oficina de Humberto. Durante ese tiempo se dedicó a lanzar un par de proclamas donde expresaba su deseo de suplantar a Castelló –“Estas hablando con el nuevo director del periódico”–. Su violencia física quedó circunscrita a desarreglar unos anaqueles, a revolcar una computadora y darle manotazos a un surtido de boberías de oficina que el director había olvidado encima del buró. Pero antes, Varela tuvo la cordura de despedir al personal femenino. Sus acusaciones se limitaron al habitual repertorio de quejas cubanas: la dictadura (“…estoy aquí para desenmascarar los verdaderos conflictos”), el abuso de poder (“…porque esto va a ser como limpiar la mierda”), las desavenencias (“¡esto es una pocilga!”), o las pataletas de los perpetuos descontentos (“aquí se burlan de los exiliados y hay problemas de pago”). Hacia las 11 y media –de acuerdo a los reportes tácticos–, el SWAT Team ya estaba en conocimiento de que se trataba de un simulacro; los sicólogos del FBI, de que la crisis de identidad era una imitación mala; y los jodedores de la radio local, de que uno de los suyos había logrado, otra vez, dar por bueno un chiste macabro. En fin, cuatro horas de drama mikimaus que hubiéramos podido ahorrarnos alquilando el CD de The Office. Lo que en los reportes alarmistas de MSNBC figuró al principio como una ametralladora Uzi provista de mirilla telescópica, resultó ser sólo una pistolita de agua. Los noticieros serios, al corriente de la farsa, pronosticaban un desenlace incruento. La ex esposa y los hijos, los vecinos, y hasta los amigos, llamaron al Nuevo Herald para conminar al payaso a que se entregara. Aparentemente se trataba de otro marielito para quien “El Exilio” había resultado una prueba impasable. Miami, ya se sabe, produce locura.

22 comentarios:

La Cafeina dijo...

No sera que todo ese rollo de Valera fue una componenda?

El Buti dijo...

Estoy de acuerdo que fue un show mikimaus. Pero que bulla trajo en la radio. Fijate la descarga de Ambrosio, como le saca lasca al asunto para mantener el publico pegado a la television.

Inkieta dijo...

Demasiado sol, tal vez.

Boniatillo dijo...

alucinante...boniatillo se reiria si ...pero recuerda que es un hombre medio desaquilibrado. que perdio el equilibrio dificil, entre razon y sinrazon, entre CUBA y MIAMI, ...vio fantasmas por todas partes...pero estan de donde salen los fantasmas? ...estan en fondo de nosotros mismos. hay que ciudar los fantasmas propios para que no se posecionen de uno. cuidar los fantasmas para que... uno poder seguir manteniendo el maravilloso equilibrio...
boniatillo reflexiona...menos pasion.... heroica.

La Mano Poderosa dijo...

Primero , Saludos Nestor,
Es bueno leer un escrito suyo en tumiami.
Lo de Varela es ejemplar de un acto surrealista de un individuo, que por su situacion y perspectiva personal, culmino en una tragedia e instrumento cubano, ya que al tocarlo, muchos no quieren bailar con el ritmo. Cada uno de nosotros vivimos o existimos dentro de las limitaciones impuestas o creadas, debidos por el sistema, epoca, o perspectiva de nuestra vida. Lo de Varela fue un "middle age" crisis con vinculos cubanos? Un acto teatral escondido detras de un biombo de publicacion amarilla? Este show se ve desde muchos puntos de vista, pero con un solo resultado. Una tragedia personal, un grito en el desierto, un discurso a una nacion que escoje ser sorda. Como el refran dice "Predicar en desierto, sermon perdido". Aunque el desierto y el destierro son a veces lo mismo.

jr dijo...

Ha sido su mejor caricatura. Un performance nacido de la dicotomía angustiosa del exiliado. Su abatimiento estaría ganando una profundidad proporcional a la altura del sexto piso en que se "parapetó". O más. Mi saludo de bienvenida para tí, Néstor. Un mérito para el blog contar con la visita de tu inspiración.

tumiami dijo...

Bienvenido Nestor.

Alex NY dijo...

Nestor soy lector avido de tus poemas sucios. Me alegra muchisimo leerte en tumiami. Por donde andas genio?

machetico dijo...

No doubt fue el dia de dar gracia. Cartoon del mediodia en Cartolandia. Me dio gracia en engole de Ambrosio, hambriento de exclusiva (en tiempos de Leticia, callaba). Me dio gracia el despliegue del swat, de pliegues idos y el de sus hundidores amigos solidarios, abiertos, desplegados totales ante la fausta entrada del palo periodistico. No hacen falta fun Doras, exploradoras, para encontrar la carcajada facil en este "pueblo" de sheetrock. Como le ira con los bugattis en el tanque es el proximo chiste, the next caricatura.

marciamorgado dijo...

Qué tal, mi querido Néstor, es siempre un placer leerte. Sólo quiero aclarar algo respecto a la manera en que Varela irrumpió en el despacho de Castelló. Él llegó al edificio del Miami Herald, saludó y conversó con el guardia a quien le regaló un tabaco; se conocían después de los años durante los cuales Varela entraba y salía sin problema alguno, de ahí que no tuviera motivo para sospechar nada. Por lo tanto subió a la redacción del Nuevo, conversó con algunos de sus antiguos compañeros de trabajo y después fue que entró en la oficina de Castelló. Al ser un día feriado este no estaba allí y entonces, Varela se parapetó anunciando su toma de poder y le ordenó al personal femenino que marchara (las mujeres son un estorbo en acciones militares de ese tipo). Menos mal así se ahorraron la tensión generada por un karateca armado con un rifle de juguete.
Más que un payaso Varela me parece un pobre hombre; la payasada es la de los que ahora le piden autográfos y le dan a entender que hubo algo heroíco en todo aquello.

machetico dijo...

Durante los algidos sucesos, que segui atentamente por la telera, los agentes trasmisores de Varela, que estaban en constante contacto con el por telefono, repetian una obstinada acusacion del karateca, nada benigna, hacia un supuesto pedofilo o violador de ninos, miembro encumbrado del staff del newspaper. Nada se dijo mas. Nos dejaron en esa. Podria el disertador Villegas desarrollar el punto?

A.B dijo...

Nestor Bienvenido. Lástima que hayas empezado tu inauguración en el blog con un artículo de una tragedia personal en vez de con algún verso sucio que refleje las correrías de Flager. Pues, sí, es cierto la imagen que se dio de la ciudad en el exterior por parte de los medios de comunicación fue patética. Pero para mí pesó más la tragedia personal del caricaturista -personalmente creo que era muy bueno- que lo que se pudiera decir afuera de nuestro Miami. Almodóvar creó un lema en los tiempos de la "movida" para Madrid: "Madrid me mata". Yo creo que algún día se tendrá que hablar de la movida de nuestra urbe porque empiezo a pensar que "Miami me mata" ... aunque sea con una ametralladora de agua. Un abrazo

Amílcar

A.T. dijo...

La semana que viene publicamos la segunda parte del post de Nestor. Hay tela por donde cortar.

machetico dijo...

Varela, no Valera en el titulo.

La Mano Poderosa dijo...

Anarquia en Disneylandia, no lo es Nestor? Toda gran ciudad o pueblo tienen locuras. Que mas tu esperas de un pueblo creativo? El resultado es como se piensa en Cuba, listos para la invasion de los Yanquis! Los unicos Yankees que le importa a Cuba son los peloteros. Tragica comedia, eso es la vida, tu bien lo sabes. Donde puedo comprarme una pistolita del Dollar Store. Quiero volarme mi vida con un tiro, como mi compatriota Van Gogh, en Biscayne Park! De esa manera diran, por que lo hizo? Fue cubano, y anti-fifolista? Claro, debe de a ver sido un acto politico, y nada que ver con el arte expresivo!

tumiami dijo...

Merci, Mache.

pepe angulo dijo...

Esperen al desenlace de mi postemilla, donde me las doy de Gogo Yubari contra el Karateca ciego: ¿no ve que lo han cogido pal trajín, no ve que ha salpicado a personas que tienen sus propias candelas que apagar? ¿Por qué arrastrar por el lodo de Miami -que está asentado sobre un pantano- a gente que no tiene nada que ver con su quemazón?? Doy gracias quienes me han dado la bienvenida al Blog, y a esos góticos cubanos salidos de una carátula de Black Sabbath: R&A Triff...

la metafora dijo...

Nestor, donde quiera que estes te saludo y te quiero! Que alegria que llegues a Miami. Hace falta mas de tu mala lengua y acido verbo.

La Mano Poderosa dijo...

Pepe,
Noto que te gusta la Agri-Cultura!

machetico dijo...

Arigato, Ichisan. Don Pacheco, el detective canino y mi familia want to thank el poste (todo perro agradece poste) el dia primero en emilioichikawa.blogspot.com (mugshot included). Me alegra also la cara mencion a Campo Florido donde ya llevo mojarreta. La miesto me llama ya. Quince anos despues extrano mi Lost City.

La Mano Poderosa dijo...

Machetico,
Un abrazo y cariños. Que todos tengan muchos años de amor y salud.

Nestor, same for you L.A. Bro!

Anónimo dijo...

Villegas, con "blogseros" como tu no necesito ni a Castello ni al IRS ni al SWAT "descubriendo" mi forro tras una hora de "cerco". Lo comico de todo es que yo pase de la critica "de papel" a la de carne y hueso (aunque llevase arma de plastico pero aqui en Miami todo es "plastico"). Me debes tu ahora tu metamorfosis kafkiana. ?Seras consecuente?
Tuyo, Varela (perdona que "postie' esto "anonimo" pero no tenia tiempo para inscribirme. Estoy navegando, viejo. Gracias a todos por dar sus opiniones tan profundas. Es refrescante el nivel de intelecto.