lunes, 6 de febrero de 2017

Cómo definir trumpológica


aLfrEdo tRifF

En miamibourbaki se procede a una exploración de lo que llamaremos desde ahora trumpológica (que viene de Trump, del baile del trompo y la antilógica).

A raíz del desafío por un juez federal de la orden ejecutiva prohibiendo entrada en EUA a refugiados y emigrantes de siete países musulmanes, el presidente Trump ha abierto con una lluvia gris, llanto amargo de tuits. Comenzamos con el siguiente:

Cualquier encuesta negativa es una noticia falsa,  

Inconcebible, pues aquí Trump se pronuncia sobre el imperio de los hechos. Dado cualquier rango (entre positivo y negativo), será siempre posible obtener una encuesta negativa N. Como tal, dicha posibilidad no puede ser falsa.

¿Cómo entrarle a este difícil meollo? 

1. Trump se cree infalible,*
2. De 1. tenemos que el más leve desacuerdo con Trump convierte automáticamente al desdichado en portador de falsedades. 
3. Trump rechaza cualquier encuesta negativa en tanto que venga de la "prensa liberal" = falsas noticias (producto de 1. y 2.).
4. el tuit arriba es una manera trumpiana de decir "no me lo trago" (reiteración metafórica de 1.)

Observemos que declarar el obverso:

Cualquier encuesta positiva es una noticia cierta 

es tan inútil como el tuit en amarillo, arriba.

Pero aventuro que Trump se apoya en este segundo tuit:

Yo sé lo que digo, basado en gran medida en una acumulación de datos y todo el mundo lo sabe,

Yo sé lo que digo es trumpiano, empero redundante, 

Sin más preámbulo pasemos a: basado en gran medida en una acumulación de datos.

¿No es dicha acumulación de datos precisamente un análisis que por una cuestión de decreto (expresado en el tuit en amarillo) descarta cualquier encuesta negativa como falsa?  

En cuanto a, y todo el mundo lo sabe... sans mot dire.  
    
De aquí en lo adelante llamaremos a esta manera novedosa de irreflexión y despiste lógico: trumpológica.

__________________
* Se puede ser infalible sin saberse que se es. Propongo que el infalibilista vive en una trampa. Por una parte comprende que puede cometer errores, pero no lo cree de sí. Toda evidencia que se presente en su contra es errónea, falsa y malintencionada. Estar en desacuerdo con el infalibilista es quedar automáticamente "en la penumbra".

2 comentarios:

A.B dijo...

Voy a confesarte algo...

Este hombre provoca "arrebatos". El que suscribe como el que escribe y miles más ...caemos en ello. Somos tan estúpidos (..te excluyo para que no haya malos entendidos) que a la declaración, decreto, o tweet de turno salimos a buscar ( ahora sí que te robo desde la ética el término) la "trumpológica" de lo que ha dicho...

Sabiendo que a quién va dirigida la nota, el articulo o el comentario sabe perfectamente de antemano que vamos a hablar de sus sinsentidos y que vamos a darle el visto bueno. Además, si bien al principio nos reíamos (tanto tú, como nuestros amigos y yo mismo) de que sería imposible que este tipo fuera presidente... Hoy seguimos desde la misma tónica: denunciando como ahora haces tú, nuestros amigos comunes o yo he hecho anteriormente con la misma pasión la situación del momento.

Última confesión ...reconozco que he perdido: Ya no sé si reirme, usar el inodoro como venganza, indignarme, irme de este país, o volverme discípulo de Platón. Este "metateatro" es real...sí real. Posiblemente este neologismo que has inventado sea una pócima o una estratagema semántica para dilucidar el "cómo y el por qué" de su discurso.

La trumpológica como un barómetro para ubicarse en otro tipo de lógica como muy bien dices.

¡Ah me olvidaba¡ un detalle ...ahora sólo faltan los anónimos o los sujetos bajo pseudónimo para completar el álbum estético a continuación en este blog para justificar "la democracia en este país" y aceptar quién ha ganado.

Adelante que empiece el combate de boxeo en el blog ...regresar a los orígenes con 50 o 100 comentarios en ciertos artículos puede dar vida al medio en contraposición al twiter o al facebook como método de difusión.

Abrazos

atRifF dijo...

…de la mentalidad retrógrada de cierta parte de la población es algo que a la larga será positivo. Igual que cuando entra un virus en un organismo aletargado los anticuerpos son estimulados y hay una reacción saludable. Trump es una reducción al absurdo de la estrechez de espíritu. La única respuesta útil es desarrollar una apertura de mentalidad tal que de nuevo nos permita limpiar al organismo de esa infección. Son ciclos y alternativas entre el progresismo humanista de Obama y el retorno del instinto tribal. Movimiento pendular que nunca tendrá final porque no tiene comienzo. Desde que estamos organizados en sociedad este proceso se ha producido una inmensa cantidad de veces y lo seguirá haciendo. No hay que perder la tabla. Ahora nos toca afirmarnos en nuestros principios democráticos y expresarnos en total libertad al precio que sea que pueda costarnos hacerlo. Es el momento de manifestarse en cualquier medio.

Ramón Alejandro.