miércoles, 21 de enero de 2015

cuando algo no funciona por cincuenta años es hora de probar algo nuevo


aLfrEdo tRifF

en su discurso del estado de la unión de ayer, el presidente se pronunció sobre cuba:
En Cuba, estamos terminando una política que ha pasado --por mucho tiempo-- su fecha de vencimiento. Cuando algo no funciona por cincuenta años, es hora de probar algo nuevo. Nuestro cambio en la política hacia Cuba tiene el potencial de poner fin a un legado de desconfianza en nuestro hemisferio; elimina la falsa excusa de las restricciones dentro de Cuba; impulsa valores democráticos, y le extiende una mano de la amistad al pueblo cubano.
obama articula un argumento poderoso con el que estoy de acuerdo. vayamos por parte:

la política de aislamiento con cuba es un rezago de la guerra fría. ¿por qué tenemos relaciones con china y vietnam, pero no con cuba? son contradicciones que no tienen respuesta aparente. en materia de política internacional EEUU paga un precio asimétrico ya que cuba es país pequeño y subdesarrollado. la normalización elimina esta percepción negativa de EEUU en el mundo ( y no creo que haya que ser americano para entenderlo).

el presidente ahora usa el paradigma pragmático por excelencia: si algo no funciona es hora de probar algo distinto. en política no hay nada más viable. el aislamiento con cuba sencillamente no ha funcionado. es hora de cambiar esa política caduca.

el castrismo ha usado el diferendo con EEUU como palanca de legitimidad internacional. es una percepción indiscutible: la primera potencia mundial que trata de asfixiar a una nación libre y soberana. lo digo claramente: cuando se trata del aislamiento de cuba, EEUU está solo.

¿cuál será la excusa del fracaso castrista una vez que EEUU deje de ser el "enemigo imperialista"?

el embargo es el arma más poderosa de continuismo dentro del castrismo. vender la idea de un perenne y poderosísimo enemigo que busca a toda costa estrangular la revolución es el oxígeno del castrismo. desgraciadamente ese argumento cuenta con amplio apoyo dentro de la isla.

dentro de una atmósfera de normalización es posible abordar valores de equilibrio. si bien es cierto que los cambios económicos no garantizan los cambios políticos, lo que se busca aquí es una gradualidad. es decir, un camino a largo plazo que posibilite más intercambio, simetría, transparencia, equidad, etc.

en ningún momento el presidente obama ha dicho que las relaciones con cuba cambiarán el sistema castrista. hay analistas exiliados que se han metido en ese callejón sin salida falaz. todo lo que el presidente ha dicho es que la normalización posibilita otro camino. y francamente no sabemos cuál es. pero al menos se elimina el obstáculo recalcitrante que propiciaba la parálisis del pasado.  

2 comentarios:

EDP dijo...

"en ningún momento el presidente obama ha dicho que las relaciones con cuba cambiarán el sistema castrista. hay analistas exiliados que se han metido en ese callejón sin salida falaz. todo lo que el presidente ha dicho es que la normalización posibilita otro camino. y francamente no sabemos cuál es. pero al menos se elimina el obstáculo recalcitrante que propiciaba la parálisis del pasado."

Muy cierto. Lo que pasa es que los recalcitrantes y politiqueros cubiches, que se ven como perdedores, favorecen este argumento o crear estas expectativas, para después decir,"ven como el regimen sigue ahí". Claro, ellos apelan a la mentalidad proimperialista y plattista que considera que USA tiene el derecho de exigir, cambiar, invadir o lo que sea, donde sea, especialmente en el caso de Cuba. También que se niegan a reconocer que los cambios en la sociedad cubana tienen que ser llevados a cabo por los cubanos. Es mejor que aprovechen este espacio que se abre para impulsar, de buena fe, la transición hacia una mejor sociedad. En cuanto al verdadero cambio. este se producirá cuando desaparezcan los hnos y los que lo producirán se encuetran dentro de las filas del mismo gobierno y en puestos claves de la sociedad cubana.

juan dijo...

Cuando algo no funciona por 50 años podemos probar algo por 50 años mas