Thursday, January 10, 2013

ruralización castrista de la habana


De manera que quedará muy poca superficie en esta provincia (La Habana) que se pueda considerar superficie no agrícola.-- Fidel Castro.  

atRifF

en próximos posts deseo analizar el álgido asunto de la crisis urbanística de la habana. es necesario explicar que dicha crisis no es un accidente. no se trata de un proceso normal erosivo típico de cualquier ciudad. la habana ha sido testigo de medio siglo de una política deliberada de "ruralización".

en lo invisible, la industria y las inversiones colapsan, la mano de obra especializada se empobrece, el planeamiento urbano brilla por su ausencia. en lo visible, el pavimento se hace tierra, las aceras se parten, el piso se quiebra, los edificios se descuartizan lentamente. las hortalizas toman el lugar de los jardines. chivos, perros, gallinas y cerdos pululan las avenidas. el habanero medio vive en medio de una realidad semiagreste y emprobecida.

el sueño del máximo líder hecho realidad. 

corría el año 1959. cuba era el cuarto país más urbano de américa latina con un 35% de la población viviendo en zonas urbanas. en la actualidad cuba no llega al número 17. la habana era centro de energía vital, con 70% de las industrias y el 90% del comercio que pasaba por su puerto. solo un 6% de la población vivía en solares.*

el sueño de fidel castro de ruralizar la habana se remonta a la historia me absolverá. concretamente la historia de los planes de desarrollo de la revolución reflejan ese sueño. de la "conquista del comunismo" de los años 60 a las "rectificaciones de errores" de los años 80, la política castrista fue una de desarrollo rural.

aquí el fragmento de un discurso temprano de fidel castro, con motivo de la inauguración de un pueblo en la periferia capitalina parte de llamado cordón de la habana (1967).
(...) la ciudad siguió creciendo durante cuatro siglos, y con la instauración de nuestra seudorrepública a principios de siglo, unido al fenómeno de la intervención y la colonización por el imperialismo, se sumó todo el fenómeno del crecimiento de la ciudad, donde vinieron a residir todas las familias ricas del país:  terratenientes, dueños de centrales azucareros, dueños de fábricas; y, en fin, por eso ustedes ven tantas casas lujosas por los alrededores de La Habana, donde hoy se albergan calculo que unos 70 000 estudiantes.  Los ricos en Cuba construían casas verdaderamente suntuosas. 
la colonización y después el imperialismo son responsables del crecimiento urbano de la habana. el saldo del estado urbano de la capital representa un "fenómeno" histórico negativo. para castro, "el lujo" citadino -eso que otros llamarían "arquitectura"- refleja la debilidad moral de la exilada burguesía habanera (rectificado ahora con la revolución con una nueva idea de uso: albergues para estudiantes).

casa de josé noval cueto (1949), mario romañach

la ironía es que esas edificaciones "suntuosas" (diseñadas por toda una generación de arquitectos cubanos durante la década de los 50, en repartos como siboney/atabey, laguito y cubanacán) ya no albergan estudiantes, sino personal diplomático, la nomenclatura castrista y sus huéspedes de ocasión. son zonas congeladas de acceso limitado.   


¿cuál era el atractivo de la habana? una ciudad bendecida por un litoral sinuoso, clima templado, con una superposición de estilos bien representados y de un urbanismo de cuadriculación racional y elegante. tanto el cubano como el extranjero migraba a la habana porque era la ciudad económicamente más importante de la isla. el 75% de la industria nacional (excluido el azúcar) se encontraba allí. un 90% del comercio exterior pasaba a través de su puerto. el proyecto castrista consiste no solo en "desarrollar" la capacidad agrícola del país tanto como lograr ese objetivo a expensas de la prominencia de la habana.

sorprende entonces que la capital representara un estado de deficiencia moral para el resto del país. tanto así que castro considera que ésta debe pagar un precio:
(...) la población de la Ciudad de La Habana se redimirá de esa especie de colonialismo, de colonización a la que tenía sometido al resto del país. Porque La Habana más que la capital de Cuba era la metrópoli de Cuba; y ahora La Habana podrá ser la capital y no la metrópoli, porque dejará de ser una carga y se convertirá en una tremenda ayuda para el país por su enorme fuerza de trabajo, por sus enormes recursos técnicos. Es decir que La Habana tiene la misión de producir técnicos para el interior del país (...) y tiene la obligación de ayudar al resto del país...**
asombroso que castro considerara que la habana "tenía sometido al resto del país". para castro, la habana era como un agente moral siempre en estado de "falta". por ejemplo,  "estrecha", sin un "río grande".
(...) en La Habana y sus alrededores hay una población acumulada de más de un millón y medio de personas. Además, los colonizadores de este país ubicaron en sus inicios, hace cuatro siglos, la Ciudad de La Habana en una de las regiones más estrechas del país, donde no había ningún río grande. Desde luego, hay el río Almendares, que es un arroyito. Los que sepan lo que es un río saben que no se puede llamar río al Almendares.
la paradoja es que la habana de los años 60 continuaba siendo un centro vital.
(...) cuando se hablaba de diferentes planes surgía por todas partes la afirmación de que no había tierras en La Habana para más desarrollo agrícola (...) nos dispusimos a registrar palmo a palmo la provincia y pudimos apreciar que La Habana no solo dispone de las tierras necesarias para autoabastecerse de la mayor parte de los productos, sino incluso para participar en un grado alto en la exportación del país.  Hemos calculado unas 420,000 hectáreas las que tiene la provincia (...) de manera que quedará muy poca superficie en esta provincia que se pueda considerar superficie no agrícola.
está claro que el precio "moral" que debe pagar la habana es más que urbano, uno ético-geográfico: si el campo es el foco del desarollo económico revolucionario, la habana debe convertirse en un campo.

"quedará muy poca superficie en esta provincia que no sea agrícola" es el lema del cordón de la habana.

la ruralización es políticamente relevante: 1- desindustrializa la ciudad a largo plazo, 2- mobiliza, vuelca la masa laboral de la ciudad a la agricultura, lo que significa más que una garantía de suministros a la capital, una manera de control social y político.  

la reforma urbana

la "reforma" urbana aparenta implementar una política de igualdad social que sin embargo fracasa estrepitosamente en menos de una década. rogelio fabio hurtado lo describe así:  
En el mismo 1959, el gobierno revolucionario dictó la rebaja general de los alquileres al 50 %, medida que obviamente contó con el apoyo de los beneficiados y la inconformidad de los perjudicados. ¿Quiénes era estos propietarios? Contrario a lo que pudiera pensarse superficialmente, no todos ni mucho menos eran grandes casatenientes ni ricachones platónicos. Había familias de muy modestos recursos que habían invertido sus arduos ahorros en fabricar una o dos casitas o un pequeño pasaje a cuya renta confiaban su vejez. La medida fue popular sin dejar de ser arbitraria, desestimuló a las nuevas inversiones. A partir de la Reforma Urbana quedó estrictamente vedado el acceso del capital privado en el sector de la edificación de viviendas, ya totalmente en manos del estado, quien también se hacía cargo de las casas que dejaban los núcleos familiares que se marchaban definitivamente del país.
si bien casi un 50% de la población se convirtió en dueño de las propiedades, los edificios de apartamentos en la habana (que constituían la mayoría de las construcciones de centro habana), fueron privados de mantenimiento. el castrismo nunca implementó un sistema administrativo que se hiciera cargo del sostenimiento de los miles de edificios de apartamentos o multiviviendas de la capital.

la nueva ley prohibía la compraventa de viviendas. únicamente se autorizaba la permuta de viviendas de valor semejante. la aplicación de esta ley generó por un lado, la inflexibilidad ante el cambio de demanda de vivienda y por otro, el desarrollo de un mercado negro (para lograr la compraventa de la vivienda).

 reparto de alamar hoy en día

"desarrollar" la habana nunca fue una prioridad del castrismo.
(...) ya La Habana tiene un tamaño considerable y hay que desarrollar el interior del país. Así que nosotros debemos procurar que el fenómeno que se produjo durante tanto tiempo de una emigración hacia la capital se paralice definitivamente.
la ruralización tiene otra fase de domesticación política suburbana. si bien edificar es una necesidad social, ahora deviene en control político. el proyecto de microbrigadas de principio de los años 70 obedece a un "llamado" del máximo líder a las empresas estatales y su fuerza de trabajo, de construir complejos de apartamentos para suplir la necesidad de la vivienda. las empresas proporcionaban la mano de obra mientras que el gobierno suministraba los materiales de construcción. 65% de todas las viviendas en 1972 y 1974 provienen de microbrigadas. un 40% de estas se erigieron alrededor de la habana.
 En los campos no haremos edificios tan grandes, pero, desde luego, construiremos verticalmente más que horizontalmente. Y la política que se seguirá es preferencia al campo en la construcción de viviendas sobre la ciudad y preferencia por encima de todo a los obreros que trabajan en las granjas estatales, y progresivamente iremos también resolviendo los problemas de la vivienda de los campesinos. Es decir que el campo en la construcción tendrá prioridad sobre la ciudad. Y eso es muy lógico y eso es muy justo, no creo que nadie discuta eso (APLAUSOS).
el chiste en el reparto de alamar a fines de los 70 era: "en alamar todo está construído menos la ciudad". prefabricada, amorfa, aislada e impersonal, alamar probó para finales de los 80 ser una victoria pírrica desde el punto de vista urbano. una década más tarde, más de 70% de los edificios de alamar necesitaban reparaciones estructurales urgentes debido a sistemas de prefabricados deficientes. las filtraciones constantes que incrementa la humedad en las viviendas. era común que a pocos años de terminada la obra se reventaran las tuberías, se levantaran los pisos y los techos cedieran ante el peso del agua acumulada.

a principios de los años 90 el problema de la vivienda en la habana era tan agudo que 5,000 personas vivían en albergues, mientras que más de 16,000 habaneros preferían seguir en sus viviendas destartaladas. para mediados de los años 90 el 14% de la población de la ciudad vivía en barrios marginales, zonas insalubres, o viviendas en estado irrecuperables, 20% de las unidades en la habana carecía de electricidad y de agua.

(continuará)
____________________
* cifra excepcional para la época, comparado con el resto de la américa latina. vea de susan eva eckstein, cuba under castro, capítulo 6. ** las citas del discurso de castro tomadas de aquí.

14 comments:

Anonymous said...

Oye pero volviste de Cuba impresionado. Pobrecito...

Anonymous said...

Any good news?

Anonymous said...

La información es buena pero no se ha dicho nada nuevo. Que Castro destruyó La Habana es elemental.

atRifF said...

ano 1 de las 3pm, tienes fijación con el autor. habla del asunto aunque sea una vez en tu vida y olvídate de quién escribe.

ano 2: de las 4:47 lo que dices es más elemental que lo dicho por mí (en caso q crees que has dicho algo).

JR said...

Perdona, anónimo de las 4:27 pm, que Castro destruyó La Habana es elemental, cierto, pero el ángulo aqui se trata de la ruralización, no de la ruina arquitectónica o infraestructural meramente. El proceso de ruralización tiene implicaciones sociológicas. Desurbanización, canibalización del legado citadino, acampesinamiento del ser urbano. Aproximar la vida capitalina al status de aldea. Nada de eso contradice la destrucción castrista, sino que muestra intenciones y desarrollo de una estrategia dictatorial. ¿Por qué hay que ser reduccionista?

Anonymous said...

Castro no destruyo la habana, solo propicio que se creara esta nueva habana , esta No -Habana , quizas mas real que la del Difunto Infante e infinatente menos vana que la pequena...

Anonymous said...

que bello comentario el de anonimo

atRifF said...

ano, usas "propició" como en "bruto 'propició' la muerte de césar".

entiendo, "nueva" habana sobre la ruina de la anterior, una manera de poetizar el fenómeno. luego, si veo a un edificio X de la foto del post y que conozco destruído, debo decir que la ruina de este es un "nuevo" edificio.

de la poesía al urbanismo hay un anismo.

Anonymous said...

Hay en esa nostalgia por "aquella habana" un dejo burgues, esta es aquella en su devenir, historico , fisico , escatologico.De todos modos , ambas son caoticas y bellas a la vez.

atRifF said...

ano: por el contrario. lo menos que la habana se merece, despues de tantos años de maltrato, una politica adecuada de conservacion y planificacion. "aquella habana" de q hablas sigue ahí derrumbada: centro habana, la mayor parte de la habana vieja, demasiado del vedado y marianao. deja el "devenir" para paneles de literatura posmodernista de los 90.

atRifF said...

disculpa, he borrado un comentario sin querer.

Anonymous said...

Que Castro destruyo la Habana es una barbaridad.. Castro y los Habaneros, los orientales y todo el que por alli ha pasado apoyando un sistema absurdo por tantos años.. pq un solo hombre no destruye una ciudad... la maldad , la ignorancia, la envidia y el dogma que se escuda tras la palabra del hombre y los que le creen , si. Se nota que hacia muchos años que no pasabas por La Habana,, porque hace años se sabe que es campo y algo mas.. pero a mucha gente le gusta el campo (peco de ser sarcastico ).

Anonymous said...

Yo sere un ano mas a modo de desestimar las ofensas; pero si, me parece estos anos tienen cierta fijacion con TuMiamiblog. Yo respeto hasta la locura ajena; pero la mayoria de las veces no dichen mucho, y cuando dicen, solo contradicen por deporte. Me parece que el analisys de estos articulos es interesante, valido y loable que alguien los escriba y comente. Mi percepcion es que algunos de estos anos no tienen la ¨menor¨ idea o mucho contacto con la realidad historica cubana; o quizas tienen alguna trastienda o agenda politica contra TuMiamiblog. Quizas nunca vivieron alli o aun viven alli. Yo por mi parte no voy a Cuba pero respeto las razones de quien va a Cuba. Tambien, con todo respeto, por favor, no solo contradigan; si se las saben todas, contribuyan! Yo por mi parte admiro la valentia en estar de acuerdo o no. Esta es mi percepcion. Si tienen algo que decir, diganlo, no solo contradiganlo, expliquenlo; los demas a lo mejor escuchan.

atRifF said...

Que Castro destruyo la Habana es una barbaridad.

castro no. su política no-urbana.